Sociopatía y darwinismo social…

¿Realmente estamos ante una sociedad infantilizada, narcisista y sociopática?, estudios muy recientes parece que lo confirman. Los comportamientos de los individuos y de los grupos sociales suelen estar condicionados por la forma en que se perciben a sí mismos y en el modo en que pueden comprender la naturaleza de las relaciones sociales.

Una percepción social desenfocada (la visión de la sociedad como una jungla competitiva) puede activar conductas antisociales donde prime la explotación, la manipulación y el daño hacia el semejante. En detrimento de una conducta más madura y prosocial que conlleve a la cooperación, colaboración y ayuda.

Continuar leyendo “Sociopatía y darwinismo social…”

Los libros de autoayuda no ayudan…

Las librerías están llenas de libros de autoayuda. Pasas por las estanterías en la sección de psicología y solo tienes libros de pensamiento positivo, NO DE PSICOLOGIA. Pero… la literatura de autoayuda, ¿se podría considerar un género literario?, pues creo que no. Más bien, este tipo de escritos se podrían  catalogar como un género dentro de la psicología popular que tiene vida propia. Y me refiero a la psico- palabrería (psychobabble), tanto en cuanto, estos escritos aluden a la terminología de explicaciones psicológicas sin mayor rigor para dar cuenta de asuntos humanos, donde necesariamente lo que predominan son las referencias a la fuerza y poder interior que tiene el ser humano para afrontar los problemas.

Continuar leyendo “Los libros de autoayuda no ayudan…”

MENAS… cuestión de resiliencia.

Los denominados menores extranjeros no acompañados (a partir de ahora MENAS), son un colectivo dentro del fenómeno migratorio que comenzó a tomar cuerpo en el estado español a mediados de los años noventa y cuyos elementos definidores básicos son, por un lado, la minoría de edad y la condición de extranjero y, por otro, la situación de abandono a instancias legales al no ser requeridos por las familias de origen.

Continuar leyendo “MENAS… cuestión de resiliencia.”

Vergüenza vs Coraje…

¿Quién no ha sentido vergüenza o culpa, alguna vez en la vida? Sabemos que estos afectos más que emociones, están ligados a las conductas prosociales. La vergüenza (no ser…) solo aparece ante la mirada del “otro”, ante alguien que nos puede juzgar o ante quien deseamos aparecer como válidos y excepcionales. La culpa por el contrario (no hacer…) aparece ante nuestra propia mirada.

Continuar leyendo “Vergüenza vs Coraje…”

Miedo: emoción vs constructo social…

El “miedo” conceptualmente lo podemos definir como una respuesta emocional puntual, normal y necesaria como proceso adaptativo en el desarrollo del ser humano. Aunque también puede ser una respuesta condicionada, que se gestiona a través del aprendizaje respecto a estímulos percibidos como aversivos.

Sin embargo, lo que denominamos “fobia” (del griego “fobos” pánico) no es una emoción, sino una sensación intensa, persistente en el tiempo y desproporcionada ante una posible situación u objeto que no representa un peligro real. La cronificación en el tiempo hace que la fobia sea desadaptativa y patológica, implicando un malestar importante en la persona que la sufre, al contrario que el miedo.

Continuar leyendo “Miedo: emoción vs constructo social…”