Vergüenza vs Coraje…

¿Quién no ha sentido vergüenza o culpa, alguna vez en la vida? Sabemos que estos afectos más que emociones, están ligados a las conductas prosociales. La vergüenza (no ser…) solo aparece ante la mirada del “otro”, ante alguien que nos puede juzgar o ante quien deseamos aparecer como válidos y excepcionales. La culpa por el contrario (no hacer…) aparece ante nuestra propia mirada.

Continuar leyendo “Vergüenza vs Coraje…”

Miedo: emoción vs constructo social…

El “miedo” conceptualmente lo podemos definir como una respuesta emocional puntual, normal y necesaria como proceso adaptativo en el desarrollo del ser humano. Aunque también puede ser una respuesta condicionada, que se gestiona a través del aprendizaje respecto a estímulos percibidos como aversivos.

Sin embargo, lo que denominamos “fobia” (del griego “fobos” pánico) no es una emoción, sino una sensación intensa, persistente en el tiempo y desproporcionada ante una posible situación u objeto que no representa un peligro real. La cronificación en el tiempo hace que la fobia sea desadaptativa y patológica, implicando un malestar importante en la persona que la sufre, al contrario que el miedo.

Continuar leyendo “Miedo: emoción vs constructo social…”

Proyectivos, ¿validez científica?…

Dentro de los test proyectivos uno de los más conocidos es la prueba de Rorschach, técnica evaluativa que consiste en leer manchas de tinta abstractas; donde el sujeto ha de interpretar figuras, sombras, claroscuros, formas, detalles, colores y movimiento, etc. Otro test parecido es el de Zulliger o llamado también TEST-Z. Y otro menos conocido que estos dos anteriores es el TAT (test de apercepción temática) de Henrry Murray. Donde aparecen láminas con escenas que dan lugar a que el sujeto construya una narrativa, de sucesos de acción: pasado, presente, futuro.

Continuar leyendo “Proyectivos, ¿validez científica?…”

Las cinco heridas emocionales en la infancia…

Los seres humanos aprendemos a interpretar el mundo que nos rodea en nuestros primeros años de vida a través de la subjetividad de lo que percibimos. En nuestra particular interpretación de la realidad influye el entorno, la familia, el contexto socioeconómico y cultural, las experiencias vitales, nuestra forma de ser y la socialización primaria. Todos tenemos un pasado. Y aunque este ya no exista, las experiencias “traumáticas” vividas en la infancia marcan nuestro carácter, dejando su huella en él.

Continuar leyendo “Las cinco heridas emocionales en la infancia…”

Abordaje Psicológico Social COVID19 (Segunda Parte)

La palabra entropía deriva del griego, “entrope” que significa dar la vuelta o dar un giro hacia algo confuso y significa también ‘evolución’ o ‘transformación’. Por tanto podríamos afirmar que aquello que juzgamos como desorden, también puede considerarse de una manera más aséptica como una simple y necesaria “transformación”, siempre teniendo en cuenta que la trasformación es un proceso que se genera de dentro hacia fuera en un sistema. Lo contrario al “cambio” que se genera de fuera hacia adentro.

La transformación, en realidad, es necesaria para que cualquier sistema logre re-equilibrarse a un nivel superior. Buscando una nueva armonía entre los distintos micro o macro-sistemas que lo componen y que varían caóticamente (célula, neurona, cerebro, sistema nervioso, psique, cuerpo orgánico, individuo, familia, sociedad, país, estados, continentes, biosistemas, ecosistemas, planeta).

Continuar leyendo “Abordaje Psicológico Social COVID19 (Segunda Parte)”